Aunque pueda sonar a antiguo, son muchas las personas que hasta hace pocos años enviaban cartas con sellos y postales para comunicarse. Y es que el correo postal era el principal medio de comunicación; largas e intensas cartas eran enviadas para explicar historias, para contar cómo habían ido las vacaciones, para declarar el amor sincero a un amado/a, para narrar a un amigo las vivencias en un campamento, etc. Todo aquello era una realidad: escribir la carta, comprar un sobre y un sello, dejarla en el buzón y esperar a que fuera enviada… Todo esto, estaba la orden del día. Ahora, las nuevas tecnologías han desplazado la carta cómo principal medio de comunicación no formal. Ahora bien: aunque parezca mentira aún hay gente que sigue enviando cartas con sellos para comunicarse. Aún así, cierto es que las cartas empiezan a ser algo que cobra un valor como antigüedad, un valor añadido que mezcla tradición con sentimentalismo.

En este sentido, la propia carta tiene valor, pero también los sellos pasan a ser algo muy preciado. Y es que la filatelia -la afición a coleccionar sellos- es un pasatiempos muy común y curioso. A día de hoy, no es tan fácil conseguir recopilar sellos, ya que van muy buscados. Pero realmente los sellos son una huella de los tiempos que corrieron, de una forma de comunicación muy extendida, de una forma de vida: de una cultura. Por ello, si tu quieres poder conservar diferentes sellos pero quieres hacerlo separado de la carta que lo acompaña para poder coleccionarlos mejor, hoy en Doncomos.com te explicamos cómo separar los sellos del sobre sin dañar ni el sello ni el papel del sobre.

Instrucciones para separar los sellos del sobre

  1. Antes de nada, te recomendamos que valores bien la opción de despegar el sello de la carta, ya que durante este proceso deberás utilizar agua y, muy posiblemente, la carta se desperdiciará. Así, si tienes una carta o una postal muy preciada, te aconsejamos que guardes en perfectas condiciones el sello con la carta. En este caso, hazlo siempre en alguna caja sin humedad y en un lugar seco, pues de lo contrario la tinta se podría ir borrando.Cómo separar los sellos del sobre
  2. Del mismo modo que el apunte anterior, también te recomendamos que, de ser posible, intentes recortar el sello del resto del sobre o carta con unas tijeras de papelería o con un cutex fino. Así, evitarás también dañar la carta o la postal. En este sentido, únicamente lo podrás hacer si no te importa mantener el sello con el papel de la carta pegado atrás, de lo contrario, sigue a continuación los siguientes pasos.Cómo separar los sellos del sobre
  3. Para despegar totalmente tu sello de una carta o de un sobre, debes seguir los siguientes pasos. En primer lugar, recorta todo el papel que sea posible; de este modo, podrás utilizar un recipiente con agua más pequeño, ya que únicamente deberás poner agua para que se adentre el trozo con el sello. Para ello, recorta el papel de la carta restante, pero siempre dejando dos centímetros -como mínimo- alrededor de los cuatro lados que bordean el sello.
  4. Una vez hayas recortado el papel del sobre restante, sin dañar el sello, deberás llenar un plato hondo o un recipiente con agua natural. En este caso, te recomendamos que la temperatura del agua sea templada-caliente, ya que así el pegamento se deshará antes. También debes añadir al bol con agua una cucharada pequeña de sal; remueve todo hasta que la mezcla sea homogénea.
  5. A continuación, debes inserir el sello en el recipiente y dejar que se empape. Puedes ayudarte con una cuchara pequeña para que el sello se moje bien. Seguidamente, solo faltará esperar: deja tu sello en remojo durante unos minutos y verás como poco a poco el pegamento se va disolviendo y finalmente tu sello queda totalmente despegado del papel que tenía pegado detrás.Cómo separar los sellos del sobre
  6. En este sentido, una vez despegado solo te faltará secar el sello. Para ello, te recomendamos que seques tu sello con papel de cocina y lo planches con dos grandes libros. Así, una vez extraído el sello del bol, deberás secarlo suavemente y delicadamente y, a continuación, deberás ponerlo entre dos libros grandes durante un día para que quede bien seco y planchado.
  7.  Otro modo de poder separar tu sello de un sobre -si no quieres ponerlo en remojo-, es el siguiente: para empezar humedece tu sello con agua tibia. En este caso, no debes poner el sello en remojo, sino simplemente debes humedecerlo con los dedos durante unos segundos -hasta que quede bien recubierto de agua-. Seguidamente, introduce el sobre con el sello en tu microondas y deja que este actúe durante unos 20-25 segundosCómo separar los sellos del sobre
  8. Transcurrido este tiempo, ya deberás tener tu sello prácticamente despegado de tu sobre y únicamente deberás acabar de despegarlo tirando con cuidado para que quede intacto. De este modo, ya tienes dos técnicas para separar los sellos de tus sobres para coleccionarlos sin dañarlos.Cómo separar los sellos del sobre

¿Que necesitas para separar los sellos del sobre?

  • Sellos en cartas.
  • Agua.
  • Sal.
  • Microondas -opcional-.
  • Papel de cocina.
  • Libros para planchar tu sello.
  • Tiempo.
  • Paciencia.
  • Cuidados.

Consejos para separar los sellos del sobre

  • Ten en cuenta que en muchos casos las cartas también tienen valor cultural, emocional, sentimental, histórico del mismo modo que un sello. Así, reflexiona bien antes de poner la carta dentro del agua, ya que en este caso muy posiblemente la tinta se borrará. Cómo separar los sellos del sobre
¿Te ha gustado?
5 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.