Contenido del Artículo

Navidad es una fecha ideal para viajar y ver a la familia que se encuentre lejos o para organizar una escapada con los amigos. El problema es que todo el mundo piensa igual y los alojamientos acaban llenándose con meses de antelación. Por esto debes preparar tu viaje con tiempo, así además de tener más donde elegir porque no estará todo ocupado, podrás ahorras algunos euros que aprovecharás para gastar una vez allí.

Aunque te parezca demasiado pronto estas equivocado, y es que mucha gente comienza a mirar con meses de antelación para no quedarse sin vacaciones y no gastar tanto dinero, ya que hay que tener en cuenta que es temporada alta. Si no quieres perderte tus vacaciones sigue estos consejos para encontrar las mejores ofertas.

Instrucciones

  1. Si sabes que en Navidad quieres hacer un viaje, planéalo con tiempo. Piensa dónde te apetece ir, con quien, cuánto te quieres gastar o cuántos días quieres estar en el destino.
  2. En el caso de que trabajes o tengas un evento en el que tengas que pedir permiso hazlo lo antes posible. Conoces las fechas en las que te vas, pues pide unos días libres antes de buscar alojamiento, no vaya a ser que pagues y no puedas disfrutarlo.
  3. Busca alojamiento. Si ya sabes cuál es tu destino empieza a buscar dónde te vas a quedar. Piensa que cuanto antes empieces los precios serán más bajos, aunque siempre cuentas con el hándicap de que los hoteles suben los precios en fechas navideñas porque saben que es temporada alta.
  4. Depende del destino hay diversas opciones de transporte. Puedes optar por el avión, el ave, autobús o en coche. Considera lo mismo que con el alojamiento, cuanto antes lo compres más dinero ahorrarás. Aunque en algunos transportes como el ave, hasta tres meses antes no hay billetes, por lo que tendrías que esperar a septiembre más o menos.
  5. Ya sabes cuándo te vas a ir y dónde, además ya has mirado alojamientos, pues empieza a ahorrar dinero para darte esas vacaciones que te mereces.
  6. Prepárate. Tienes que preparar el equipaje para tu viaje. Mira la previsión meteorológica y metete algún ‘por si’, por si acaso esta falla. Mejor que sobren que no que falte. Ten en cuenta que si viajas en avión y no facturas hay determinados productos que no puedes llevar contigo, además de no superar un peso de equipaje de unos 10 kilos.
  7. No te prives. Las vacaciones de Navidad son una vez al año, por eso no te dejes nada por hacer. Si quieres gastar más para ver más cosas hazlo, ya trabajas el resto del año, ahora a disfrutarlo.
  8. Es importante que viajes con toda la documentación por lo que pueda pasar. Para ello haz una lista con los imprescindibles como el DNI, la tarjeta sanitaria o el carnet de conducir.
  9. Alquila un coche. Dependiendo del destino quizá compensa más alquilar un coche para desplazarte por allí y evitar moverte en transporte público, aunque solo sea por la comodidad y que no dependerás más que de tus propios horarios. Además si el viaje es en grupo los gastos se reparten y siempre sale más rentable.
  10. A disfrutar. Llevas meses esperando tus vacaciones de Navidad, ahora ya han llegado y solo has de preocuparte de disfrutarlas al máximo.

Consejos

  • Ahorra todo lo que puedas. Por regla general cuando uno hace un viaje se gasta más en caprichos que en el alojamiento, por eso ahorra y permítete darte allí todos los caprichos que quieras.
  • Comparte. Si el destino es muy solicitado, lo más seguro es que los billetes sean caros, o que gastes mucho en kilometraje. En ese caso puedes compartir gastos. En ave hay billetes de mesas que si consigues a otras tres personas para completar la mesa, ahorrarás muchos euros, del mismo modo que si compartes coche, como en Blablacar. Puedes ser tú el conductor y que te paguen o ser viajero y pagar una cantidad bastante inferior a si tuvieras que repostar para viajar.
  • Altercados. Como llevas tiempo organizándolo querrás que todo salga a la perfección, pero como hay factores que no dependen de ti, esto no lo puedes controlar. Considera la opción de que ocurrirá algo que no estaba en tus planes, pero no te agobies por ello, disfruta que es el objetivo que llevas preparando tanto tiempo.
  • Visitas. Si tu destino tiene muchos sitios que ver, mira por internet dónde puedes comprar las entradas y cuáles son los mejores días y horarios para ello. No esperes a estar allí y comprarlo al momento, porque además de que puede costarte más caro tendrás que esperar colas para que, quizás, no queden entradas.
  • Mapas y guías. Antes de ir puedes comprar una guía del lugar para saber todo lo que hay, las comidas típicas o los sitios que no puedes perderte. Además con esto te puedes hacer rutas para verlo todo tranquilamente durante tus vacaciones.

Que Necesitas

  • Dinero
  • Vacaciones
  • Billetes
  • Transporte
  • Mapas y guías
¿Te ha gustado?