Pintar en tela es una tendencia muy interesante. No solo para pasar una tarde entretenida y relajada, sino para personalizar tus prendas. Puedes hacer de tu cojín, de tu camiseta o de tu mantel, una obra de arte. Haz tu ropa única y personaliza la ropa de tus hermanos o tus hijos. Además, te servirá en otras formas de manualidades, como las fofuchas. Es muy fácil y divertido.

Formas de pintar en tela

Hay muchas formas de pintar en tela. Todo depende del tipo de tela que usarás y por supuesto, el tipo de pintura. En el mercado existen todo tipo de materiales especiales para tela. Lo más utilizado es la pintura acrílica para tela. Existe en muchos formatos, colores y formas. La tienes al agua o incluso metalizada. Esta última a mí me resulta muy interesante si quieres realizar dibujos más abstractos o concretos, como pueden ser topos de una camiseta o tribales.

Además de la pintura acrílica tenemos los aclamados rotuladores. Los rotuladores permanentes para tela también existen en muchas modalidades, y son más fáciles de manejar. El resultado es diferente. La pintura es más fácil para conseguir volumen y mezclas interesantes, los rotuladores cumplen una función más lineal.

En otro nivel de pintura sobre tela, está la aerografía textil. Esta forma de pintar es muy interesante y ofrece unos resultados geniales. La verdad es que para la aerografía textil hay que saber mucho de volúmenes y técnicas. Además, hay que poseer un aerógrafo.  De todas formas, es importante saber que antes de nada, tienes que tener claro que spray usas (tiene que ser específico para un material poroso) y hacerlo siempre sobre capas de veladuras. Es complicado, antes de hacerlo tienes que saber manejar a la perfección un aerógrafo.

Instrucciones para pintar en tela

Lo más sencillo para comenzar con la experiencia de pintar sobre tela es hacerlo con pintura acrílica.

  1. Lo primero que debes hacer es lavar la tela. Tienes que quitar cualquier tipo de impureza de almidón. Así, la pintura se fija y adhiere.
  2. En segundo lugar, escoge un diseño. Puedes dibujarlo por tu cuenta o bien descargarlo de internet. Si quieres que la experiencia sea más completa y te ves con ganas, dibújalo por tu cuenta. En cualquier caso solo necesitaremos las líneas bases del contorno. Haremos con ello un molde en papel.
  3. Ahora, pasamos el contorno a la tela. Usa una ventana por la que pase luz. No olvides asegurar el dibujo a la superficie de la ventana con un poco de cinta de carrocero (de la que no deja marca) y luego asegura la tela por encima.
  4. Comenzamos a transferir la imagen. Lo mejor es que uses un rotulador de punta fina. Depende del tipo de tela, puedes usar un lápiz blando u otro tipo de rotulador.
  5. Cuando ya tengas el contorno en la tela, coge un cartón y fórralo de plástico. Esto lo haremos para poner debajo de la superficie a pintar. Si pintas directamente sobre la tela, ésta se quedará pegada a la tela inferior o traspasara a la superficie sobre la que estemos trabajando. Con un cartón forrado de plástico te aseguras de crear una superficie poco porosa que no te dará problemas.
  6. Pinta la base del dibujo con una primera capa blanca. Con esto solo queremos tener una base inicial para el diseño.
  7. Yo suelo hacer dos capas de superficie blanca. Primero una, dejo que se seque, y luego la otra. A partir de ese punto remarcamos las líneas del detalle y pintamos las superficies más amplias. Es decir, empieza con los colores que más espacio abarquen.
  8. Ahora puedes ir colocando detalles de color. Es importante que recuerdes que se trata de pintura acrílica. Deja secar bien una capa para pintar por encima de la misma. Esto es muy importante. 
  9. Si quieres añadir detalles más concretos puedes utilizar un rotulador de punta fina para que quede más remarcado todo. Esto ya es una opción personal.
  10. Es conveniente que al terminar, planches el diseño pero por la vuelta. Espera a que se seque todo bien y dale la vuelta a la prenda o tela. Si lo planchas ayudarás a que el diseño quede bien fijado a la prenda.

¿Que necesitas para pintar en tela?

  • Rotuladores textiles
  • Pintura acrílica textil. Se vende en pack o por unidades. Escoge comprar el pack para tener variedad de colores.
  • Una tela
  • Un diseño
  • Pinceles: Es importante tener de varios tipos. Es una parte fundamental del trabajo y necesitas de varios tipos. Te recomiendo al menos tres. El plano, el redondo gordo y el redondo fino. Este último se usa para los detalles, pero el plano también lo puedes usar si es de cerdas duras.

Consejos para pintar en tela

Si quieres pintar zapatillas o telas que en principio parezcan más complejas, utiliza rotuladores. Aunque el resultado será un poco más plano, te darán mayor margen de movimiento a la hora de realizar el diseño.

Pintar en tela siempre es una buena manera de pasar la tarde, tanto para adultos como para niños. Coge tus herramientas y a disfrutar.

¿Te ha gustado?