Si tuviera que escoger uno de los juegos con los cuales me lo he pasado mejor, sin duda escogería el juego de monopoly, un juego para jugar con amigos y familiares y que ha sido un gran símbolo en toda una generación.

En este juego, como el nombre indica, tendremos que conseguir un monopolio en el mercado inmobiliario, intentando que el resto de jugadores se queden en bancarrota y nos convirtamos así en el mejor jugador del juego.

Este juego es muy completo, ya que fue el primer juego que trajo elementos como el dinero, las propiedades, las hipotecas y los intercambios. Realmente es un gran juego de estrategia, en el cual tenemos que ser los más hábiles si queremos ganar el juego y ser los reyes de las calles.

Si tienes entre 18 y 45 años, es probable que hayas jugado a este juego alguna vez, ya que a la gente de estas edades, nos bombardearon con anuncios del monopoly cuando éramos niños. Al final nuestros padres nos compraron el juego y nos pasábamos las horas jugando con nuestros hermanos y nuestros amigos para ver quien era el mejor.

Aparte luego el juego tuvo sus variantes, ya que pasó de ser un producto exclusivo de las calles de Madrid, a que sacasen un juego ambientado en la ciudad de Barcelona, otro ambientado en Estados Unidos e incluso uno con las ciudades de Europa.

También llamaban la atención las fichas de los jugadores, teniendo fichas extravagantes como una plancha, un coche de lujo y demás piezas que nunca dejaron indiferente a nadie.

Sin duda este juego marcó a toda una generación y por lo tanto, se merece que le demos una nueva oportunidad y empecemos otra vez a jugar a este juego en nuestra casa, con nuestros hijos y que les enseñemos lo bien que se pasa jugando a esto.

SI no te acuerdas, no te preocupes, ya que hoy vamos a aprender a jugar a este juego de Monopoly, para que así puedas recordar fácilmente viejos tiempos y pasártelo en grande.

Instrucciones para jugar al monopoly

  1. Reglas del juego:
    Lo primero que tenemos que saber para jugar a este juego son sus reglas, para que así puedas saber los pasos que tienes que seguir para ganar. En este juego, se juega en un tablero de las calles de una ciudad, en la cual hay calles, casillas especiales y demás. El juego es para 2-8 jugadores, los cuales empiezan sacando en la casilla central. El juego se juega tirando dos dados y sumando los números, si sacas dobles, vuelves a tirar(si sacas tres dobles vas a la cárcel).Los jugadores empiezan con un número determinado de dinero,el cual usarán para comprar las propiedades inmobiliarias. Si compras una propiedad, los otros usuarios que caigan en ella deberán pagarte dinero para poder estar en esta casilla. También hay casillas especiales como “suerte” y “caja de comunidad” en las cuales te pueden tocar cartas que te den dinero o te lo quiten(además de mandarte a la cárcel). También hay estaciones, las cuales son propiedades especiales, ya que a más estaciones tengas, más dinero van a pagar los jugadores cuando las visiten(las 4 estaciones te dan mucho dinero ). Cuando demos una vuelta completa a la casilla, se nos pagará un dinero de sueldo(a menos que una casilla de suerte diga lo contrario), el cual usaremos para comprar. También hay casillas de impuestos, los cuales debemos pagar para poder seguir jugando.
    Cómo jugar al monopoly
  2. Edificación:
    Cuando tenemos un edificio adquirido y suficiente dinero, vamos a poder edificar en el mismo. La forma de edificar es construyendo casas y hoteles, los cuales son verdes y rojos dependiendo del caso. A más edificios, más dinero nos tendrán que pagar al visitar las casas. Para poder edificar una casa, tendremos que conseguir comprar las casas del mismo grupo, es decir, del mismo color. Una vez que lo hayamos hecho, podrás edificar para “sangrar” al que pase por allí y así poder ser el rey del monopoly. Si no tienes dinero, también podrás vender propiedades a menos dinero del que has comprado, para conseguir algo de liquidez.
    Cómo jugar al monopoly
  3. Hipotecas e intercambios:
    Sin duda uno de los grandes detalles del monopoly es este, el de las hipotecas y el de los intercambios de propiedades. Una hipoteca es recibir un dinero a cambio de ceder una casa al banco. Gracias a esto podremos conseguir liquidez y de esta manera, no caer en la ruina, sin embargo, no recibiremos dinero si un usuario cae dentro de la misma, el cual no pagará al estar la casa hipotecada. Si recuperas el dinero, podrás deshipotecar la casa devolviendo el dinero y pagando un coste adicional de interés. Además de las hipotecas, podremos cambiar propiedades a los usuarios, haciendo que estas propiedades sean cambiadas por otras calles y por dinero. Por ejemplo , si te falta una calle para tener las calles verdes oscuras y al otro usuario una calle para tener las calles azul oscuras y la tienes tú, puedes pedirle una calle verde oscura a cambio de una azul oscura(el ganará en el cambio porque las azules oscuras valdrán más).
    Cómo jugar al monopoly
¿Te ha gustado?